El antes y después de un cerramiento

En el siguiente artículo comprobamos el antes y después de la terraza de un negocio después de realizar un cerramiento y acristalamiento de Acristalia.

El antes y después de un cerramiento

Es lo que más se dice, se lee o se escucha. Una imagen vale más que mil palabras. Es cierto. Por eso, en el siguiente artículo vamos a ver, pero también a explicar qué cambios se han producido desde el antes y después de un cerramiento realizado por Acristalia. En este caso, lo comprobamos analizando uno de los casos y experiencias más cercanas que ha tenido la empresa con el Mesón Salvador de Fuengirola.

En un principio, este restaurante tenía una gran terraza en el exterior donde en los meses de verano y en los más próximos se llenaban sus mesas. Los comensales y clientes de este negocio buscaban degustar las especialidades de la casa desde un lugar abierto al aire libre y disfrutar del tiempo que hace en la Costa del Sol. Pero esta búsqueda mermaba cuando llegaban los meses de invierno, con la lluvia, el frío o el viento.

Con una terraza sin protección, sin techo o con una instalación de toldos no se terminaba de conseguir un espacio abierto todo el año. Por eso, la terraza se convertía en un espacio muy poco aprovechado. Únicamente en los meses fuertes de verano. Además, para acotar el espacio el toldo privaba, a su vez, a los clientes de sentirse en el exterior y al aire libre. La sensación de libertad se perdía.

Tras el cerramiento con la Cortina Corredera Serie Tandem, el último producto desarrollado por Acristalia, junto con el Techo Móvil Serie Sliding el Mesón Salvador se une a las terrazas inteligentes. Esas terrazas que están abiertas todo el año. Gracias a que usa el vidrio como material principal de la instalación y sin perfiles verticales que impacten visualmente, la visión panorámica es completa. En cuestión de segundos la terraza puede estar abierta o cerrada, pero nunca pierde sus vistas.

Una terraza abierta todo el año. Más comensales, durante más tiempo: mayor rentabilidad y margen de beneficios

Ahora con más frío, con viento o con lluvia puede seguir disfrutando de terraza. El techo móvil motorizado se cerrará a través de sus sensores de lluvia y viento. Para volver a abrirlo únicamente bastará con un mando a distancia. Pero no sólo se crea una terraza abierta todo el año. Se crea un nuevo espacio, un nuevo concepto de terraza, con el mejor diseño, cuidado de la estética, contando con una instalación inclusiva y que no requiere obras, y contribuyendo a la eficiencia energética.

Más comensales durante más tiempo. Esto, unido con que cuenta con una instalación a la vanguardia de los sistemas de cerramiento, es lo que ha ganado el negocio y lo más importante, los clientes. Puedes seguir comprobando más proyectos realizados por Acristalia:

– Proyectos de cerramientos para hogar.
– Proyectos de cerramientos para negocios.

902 022 238